Oximorfona
Nombre(s) comercial(es):
  • Opana®
  • Opana®ER
ADVERTENCIA:
La oximorfona puede crear acostumbramiento. No aumente la dosis, ni la tome con más frecuencia o por más tiempo ni de manera distinta de la indicada por su médico. Tomar una mayor cantidad de oximorfona que la indicada por su médico puede provocar sobredosis y la muerte, especialmente si usted también abusa de otros medicamentos recetados o consume drogas ilegales o alcohol. Informe a su médico si bebe o ha bebido alcohol en grandes cantidades, si consume o ha consumido drogas ilegales o si ha abusado de medicamentos con receta.

Las tabletas de oximorfona de liberación prolongada (acción prolongada) deben ser usadas únicamente por las personas que necesitan dosis periódicas de analgésicos para tratar el dolor persistente durante mucho tiempo. Las tabletas de oximorfona de liberación prolongada no deben tomarse según sea necesario ni para tratar episodios ocasionales de dolor.

Trague las tabletas de oximorfona de liberación prolongada enteras; no las parta, ni las mastique, ni las disuelva, ni las triture. Si para tomarlas, parte, mastica, disuelve o tritura las tabletas de liberación prolongada, recibirá de una vez la dosis completa de oximorfona en lugar de recibirla lentamente en el transcurso de 12 horas. Esto puede causarle problemas graves, que incluyen sobredosis y la muerte. Informe a su médico si no puede tragar las tabletas enteras. Es posible que su médico le recete un medicamento distinto.

No beba ninguna bebida que contenga alcohol ni tome ningún medicamento con o sin receta que contenga alcohol mientras esté tomando oximorfona, especialmente mientras esté tomando las tabletas de liberación prolongada. Consulte a su médico o farmacéutico o revise la lista de ingredientes si no sabe si un medicamento contiene alcohol. Tomar alcohol junto con tabletas de oximorfona de liberación prolongada puede provocar un aumento de las concentraciones de oximorfona en su organismo y puede provocar sobredosis o la muerte.

Consulte a su médico sobre los riesgos de tomar oximorfona.

¿PARA CUÁLES condiciones o enfermedades se prescribe este medicamento?
La oximorfona se usa para aliviar los dolores de moderados a intensos. La oximorfona pertenece a una clase de medicamentos llamados analgésicos opiáceos (narcóticos). Actúa modificando la manera en que el cuerpo responde al dolor.

¿CÓMO se debe usar este medicamento?
La presentación de la oximorfona es en tabletas y tabletas de liberación prolongada para administrarse por vía oral con el estómago vacío, al menos, 1 hora antes de las comidas o 2 horas después. Por lo general, las tabletas comunes se toman cada 4 a 6 horas. Por lo general, las tabletas de liberación prolongada se toman cada 12 horas. Siga atentamente las instrucciones del medicamento recetado y pídales a su médico o a su farmacéutico que le expliquen cualquier cosa que no entienda. Tome la oximorfona según lo indicado. No aumente ni disminuya la dosis, ni la tome con más frecuencia que la indicada por su médico.

Es probable que su médico le recete al principio una dosis baja de oximorfona y que luego la aumente en forma gradual hasta que su dolor esté controlado. Es posible que su médico deba ajustar su dosis en cualquier momento durante su tratamiento si el dolor no está controlado. Si siente que el dolor no está controlado, llame a su médico. No modifique la dosis de su medicamento sin consultar a su médico.

No deje de tomar oximorfona sin consultar a su médico. Es probable que su médico opte por disminuirle la dosis en forma gradual. Si deja de tomar oximorfona repentinamente, es posible que experimente síntomas de abstinencia, como intranquilidad; ojos llorosos; escurrimiento nasal; bostezos; sudoración; escalofríos; dolor muscular, articular o de espalda; dilatación de las pupilas (círculos negros en el centro de los ojos); irritabilidad; ansiedad; debilidad; retortijones; dificultad para dormir o para permanecer dormido; náuseas; vómitos; diarrea; pérdida del apetito; latidos cardíacos rápidos; y respiración acelerada.

¿Qué OTRO USO se le da a este medicamento?
Este medicamento puede recetarse para otros usos; pídales más información a su médico o a su farmacéutico.

¿Cuáles son las PRECAUCIONES ESPECIALES que debo seguir?
Antes de tomar oximorfona,

  • informe a su médico y a su farmacéutico si es alérgico a: oximorfona, oxicodona (Oxy IR, OxyContin, en Percocet, en Tylox, otros), codeína (en muchos analgésicos y medicamentos contra la tos), hidrocodona (en Hycodan, en Lortab y en Vicoprofen, otros), dihidrocodeína (en Synalgos-DC, otros), hidromorfona (Dilaudid, Exalgo), algún otro medicamento o alguno de los ingredientes de las tabletas de oximorfona o las tabletas de liberación prolongada. Pídale a su farmacéutico una lista de los ingredientes.
  • informe a su médico y a su farmacéutico qué otros medicamentos con y sin receta, vitaminas, suplementos nutricionales y productos herbarios está tomando o planea tomar. No olvide mencionar ninguno de los siguientes: antidepresivos; antihistamínicos; buprenorfina (Buprenex, Butrans, Subutex, en Suboxone); butorfanol (Stadol); cimetidina (Tagamet); ipratropio (Atrovent); medicamentos para la ansiedad, síndrome de intestino irritable, enfermedad mental, mareo por movimiento, náuseas, enfermedad de Parkinson, convulsiones, úlcera, o problemas urinarios; nalbufina; analgésicos narcóticos; pentazocina (Talwin); sedantes; píldoras para dormir; y tranquilizantes. Informe también a su médico o farmacéutico si está tomando cualquiera de los siguientes medicamentos o si dejó de tomarlos en el término de las últimas dos semanas: inhibidores de la monoamino oxidasa (MAO), como isocarboxazida (Marplan), fenelzina (Nardil), rasagilina (Azilect), selegilina (Emsam, Eldepryl, Zelapar) y tranilcipromina (Parnate). Es posible que su médico deba cambiar las dosis de sus medicamentos o vigilarlo de cerca por si presentara efectos secundarios.
  • informe a su médico si tiene asma, enfermedad de los pulmones, enfermedad pulmonar obstructiva crónica (COPD, por sus siglas en inglés) (un grupo de enfermedades que afectan los pulmones y las vías respiratorias), respiración más lenta, enfermedad del hígado, o íleo paralítico (afección en la que los alimentos digeridos no pasan por los intestinos). Es posible que su médico le indique que no tome oximorfona.
  • informe a su médico si tiene mucho sobrepeso y si tiene o alguna vez ha tenido una lesión en la cabeza; un tumor en el cerebro o en el sistema nervioso; cualquier afección que le provoque una disminución de la presión en el cerebro; hipotiroidismo (afección en la que la glándula tiroides produce menos cantidad de hormona que lo normal); delirium tremens (síntomas graves de abstinencia que pueden presentarse cuando una persona que consumió grandes cantidades de alcohol por largo tiempo deja de beber); cifoescoliosis (curvatura de la columna vertebral, que puede causar problemas respiratorios); presión arterial baja; enfermedad de Addison (una afección en la cual la glándula suprarrenal no produce una cantidad suficiente de hormona); convulsiones; cambios intensos en la salud mental debido a un medicamento; apnea del sueño (afección en que la respiración se detiene o se vuelve superficial durante el sueño); estrechez uretral (obstrucción del conducto por el que la orina sale del cuerpo); agrandamiento de la próstata (una glándula reproductora masculina); o enfermedad del corazón, de los riñones, del páncreas, o de los conductos biliares (conductos que llevan la bilis del hígado y de la vesícula al intestino).
  • informe a su médico si está embarazada, si planea quedar embarazada o si está dando el pecho. Si queda embarazada mientras toma oximorfona, llame a su médico.
  • si se va a realizar una cirugía, incluso una cirugía dental, informe al médico o al dentista que está tomando oximorfona.
  • tenga en cuenta que la oximorfona puede causarle somnolencia, mareos o aturdimiento. No conduzca vehículos ni opere maquinaria hasta que sepa cómo lo afecta este medicamento.
  • tenga en cuenta que la oximorfona puede provocarle mareos, aturdimiento y desvanecimiento si se levanta demasiado rápido después de estar acostado. Para evitar este problema, levántese de la cama lentamente y apoye los pies en el piso unos minutos antes de ponerse de pie.
  • tenga en cuenta que la oximorfona puede provocar estreñimiento. Consulte a su médico para que modifique su dieta o le recete otros medicamentos, a fin de prevenir o tratar el estreñimiento mientras esté usando oximorfona.
¿Qué DIETA ESPECIAL debo seguir mientras tomo este medicamento?
A menos que su médico le indique lo contrario, continúe con su dieta normal.

¿Qué tengo que hacer SI ME OLVIDO de tomar una dosis?
Si está tomando oximorfona con regularidad y olvida una dosis, tómela en cuanto se acuerde. No obstante, si ya casi es hora de la dosis siguiente, deje pasar la dosis que olvidó y continúe con su horario de medicación normal. No tome una dosis doble para compensar la que olvidó.

¿Cuáles son los EFECTOS SECUNDARIOS que podría provocar este medicamento?
La oximorfona puede provocar efectos secundarios. Avísele a su médico si alguno de estos síntomas es intenso o no desaparece:
  • estreñimiento
  • náuseas
  • vómitos
  • pérdida del apetito
  • sequedad en la boca
  • dolor de estómago
  • dolor de cabeza
  • mareos
  • confusión
  • cansancio extremo
  • dificultad para dormir o para permanecer dormido
  • comezón
  • fiebre

Algunos efectos secundarios pueden ser graves. Si tiene alguno de los siguientes síntomas, llame a su médico de inmediato:
  • respiración lenta o dificultad para respirar
  • convulsiones
  • urticaria

La oximorfona puede provocar otros efectos secundarios. Llame a su médico si tiene algún problema inusual mientras toma este medicamento.

Si desarrolla un efecto secundario grave, usted o su doctor puede enviar un informe al programa de divulgación de efectos adversos 'MedWatch' de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por su sigla en inglés) en la página de Internet [ Web Site] o por teléfono al 1-800-332-1088.

¿Cómo debo ALMACENAR o DISPONER de este medicamento?
Mantenga este medicamento en su envase original, bien cerrado y fuera del alcance de los niños. Almacénelo a temperatura ambiente y en un lugar alejado del exceso de calor y humedad (nunca en el cuarto de baño). Tire al retrete todos los medicamentos que estén vencidos o que ya no necesite. Pregúntele a su farmacéutico cuál es la manera adecuada de desechar sus medicamentos.

Almacene la oximorfona en un lugar seguro, de modo tal que nadie más pueda tomarlo en forma accidental o intencional. Lleve la cuenta de las tabletas restantes, de modo que pueda notar si le falta alguna.

¿Qué debo hacer en caso de una SOBREDOSIS?
En caso de una sobredosis, llame a la oficina local de control de envenenamiento al 1-800-222-1222. Si la víctima está inconsciente, o no respira, llame inmediatamente al 911.

Los síntomas de sobredosis son, entre otros, los siguientes:
  • dificultad para respirar, o enlentecimiento o interrupción de la respiración
  • piel, labios o uñas azulados
  • piel fría y pegajosa
  • aumento o disminución del tamaño de la pupila (el círculo negro del ojo)
  • músculos débiles o flojos
  • somnolencia extrema
  • pérdida del conocimiento

¿Qué OTRA INFORMACIÓN de importancia debería saber?
No falte a ninguna cita con su médico.

No deje que ninguna otra persona tome sus medicamentos.Vender o regalar este medicamento puede provocar daño grave a otras personas u ocasionarles la muerte, y además constituye un delito.

Esta receta no puede volver a surtirse. Si está tomando oximorfona para controlar el dolor en el largo plazo, cerciórese de programar periódicamente las citas con su médico, de modo de no quedarse sin medicamento. Si está tomando oximorfona en el corto plazo, llame a su médico si continúa teniendo dolor después de terminarse el medicamento.

Es importante que Ud. mantenga una lista escrita de todas las medicinas que Ud. está tomando, incluyendo las que recibió con receta médica y las que Ud. compró sin receta, incluyendo vitaminas y suplementos de dieta. Ud. debe tener la lista cada vez que visita su médico o cuando es admitido a un hospital. También es una información importante en casos de emergencia.

AHFS® Consumer Medication Information. © Copyright, The American Society of Health-System Pharmacists, Inc., 7272 Wisconsin Avenue, Bethesda, Maryland. All Rights Reserved. Duplication for commercial use must be authorized by ASHP.

Documento actualizado: 1 Noviembre 2010.







Health Information Library content is provided by EBSCO Publishing, fully accredited by URAC. URAC is an independent, nonprofit health care accrediting organization dedicated to promoting health care quality through accreditation, certification and commendation.

 

This content is reviewed regularly and is updated when new and relevant evidence is made available. This information is neither intended nor implied to be a substitute for professional medical advice. Always seek the advice of your physician or other qualified health provider prior to starting any new treatment or with questions regarding a medical condition.

 

To send comments or feedback to EBSCO's Editorial Team regarding the content please e-mail healthlibrarysupport@ebscohost.com.