Dieta para casos de gastroenteritis
English Version

¿Cómo es la dieta para casos de gastroenteritis?
Esta dieta incluye el tipo de alimentos que debe ingerir o darle a un niño si padece gastroenteritis . Los síntomas de gastroenteritis suelen prolongarse durante uno o dos días. Sin embargo, es posible que continúen hasta por diez días. Los síntomas incluyen:

  • Diarrea
  • Náuseas y vómitos
  • Calambres abdominales
  • Fiebre
  • Dolores musculares
  • Dolor de cabeza
¿Por qué debo seguir una dieta para la gastroenteritis?
Esta dieta puede ayudarlo a sentirse más cómodo y evitar la deshidratación . En el pasado, las personas con gastroenteritis debían dejar de comer durante 24 horas o seguir la dieta BACT (bananas, arroz, compota de manzana y tostadas). Sin embargo, los especialistas, incluida la American Academy of Pediatrics (AAP, Academia Estadounidense de Pediatría) y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), no aconsejan dejar de alimentarse ni seguir la dieta BACT.

Si usted o su hijo padecen gastroenteritis, opte por una dieta que sea nutritiva y evite la deshidratación. En la mayoría de las personas de cualquier edad, esta dieta es la ingestión normal de alimentos, quizá, con algunos cambios, como restringir en consumo de azúcares y comidas picantes.

La información siguiente lo ayudará a hacer buenas elecciones alimentarias para usted o su hijo con gastroenteritis.

Guía de alimentación para casos de gastroenteritis
El objetivo de esta dieta es evitar la deshidratación. También es importante mantener el equilibrio adecuado de electrolitos. Los electrolitos, como el sodio y el potasio , son minerales que el organismo necesita para funcionar correctamente. Los vómitos o la diarrea pueden expulsar muchos electrolitos del cuerpo. Seleccione alimentos que lo ayuden a rehidratarse, regular el equilibrio de electrolitos en el organismo y mantenerse nutrido.

Alimentos recomendadosAlimentos que debe evitar (adultos)Alimentos que debe evitar (lactantes y niños) Para lactantes, leche materna o leche maternizada normal. Para niños más grandes o adultos, lo mejor suele ser la alimentación normal. Esta puede incluir:
  • Bananas
  • Arroz integral
  • Pollo u otras carnes magras
  • Cereales integrales
  • Papas
  • Compota de manzanas (sin endulzar y con moderación)
  • Verduras
  • Cafeína
  • Alimentos grasos
  • Comidas picantes o muy condimentadas
  • Alimentos azucarados (en especial, refrescos y jugos de frutas)
Algunos adultos o niños más grandes tienen problemas para tolerar los lácteos durante un episodio de gastroenteritis o inmediatamente después.
  • Cafeína
  • Alimentos grasos
  • Comidas picantes o muy condimentadas
  • Alimentos azucarados
  • Bebidas con gas
  • Jugos o bebidas con jugos (Todos los jugos son ricos es azúcar. En general, deben evitarse o consumirse con moderación si usted o su hijo padecen gastroenteritis).
  • Gelatina
  • Caldo de pollo
  • Bebidas deportivas
También debe evitar el alcohol y la nicotina .

Guías especiales para lactantes
La gastroenteritis es una causa común de diarrea en lactantes. Tome las siguientes medidas para evitar y tratar la deshidratación de su bebé:

  • Si se alimenta con leche materna, continúe amamantándolo con frecuencia. Es aconsejable que lo amamante con mayor frecuencia y por períodos de tiempo más cortos.
  • Si su hijo se alimenta con leche maternizada, ofrézcale cantidades pequeñas de leche maternizada con mayor frecuencia. La alimentación frecuente en porciones pequeñas puede ayudar a reducir los vómitos. Asegúrese de que su hijo reciba, como mínimo, la misma cantidad de líquido y alimentos que consume normalmente. Es necesario alimentarlo más para evitar la deshidratación. Asegúrese de consultar al médico o a la enfermera, o diríjase a la sala de emergencias si el lactante parece enfermo o no está suficientemente nutrido.
  • No diluya la leche maternizada. Hacerlo puede prolongar la enfermedad del bebé y no proporcionará la nutrición adecuada. Durante un episodio de gastroenteritis, no le dé al bebé comidas o bebidas saladas. En determinadas circunstancias, pueden acarrear un tipo de deshidratación especialmente peligroso.
Si el bebé está deshidratado, el médico podría recomendar administrarle una solución de rehidratación oral (SRO). Es importante que continúe dándole leche materna o maternizada con frecuencia junto con esta terapia. Una vez que se corrigió la deshidratación, el médico, posiblemente, le indique que vuelva a alimentar al bebé con leche materna o maternizada como lo hace habitualmente. La deshidratación puede ser grave. Obtenga atención médica de inmediato si el niño no tolera la leche o la solución de rehidratación.

Guías especiales para niños
En la medida de lo posible, el niño debe alimentarse normalmente para mantenerse nutrido, tanto durante el episodio de gastroenteritis como después de él. Cuando los síntomas mejoren, es posible que necesite calorías adicionales para compensar las que perdió durante la enfermedad. Si su hijo tiene gastroenteritis, tome las siguientes medidas:

  • Dele líquido en cantidades pequeñas con frecuencia.
  • Evite las bebidas azucaradas, como los jugos y las bebidas de frutas, los refrescos y las bebidas deportivas.
  • Ofrézcale al niño los alimentos que come habitualmente. Evite los alimentos que puedan irritar el estómago o agravar los síntomas.
  • Puede ser útil alimentarlo con mayor frecuencia y en porciones pequeñas.
  • Si el médico lo recomienda, adminístrele un SRO al niño. Recuerde que estas soluciones no curan la diarrea ni reducen el tiempo en que el niño la padecerá.
En lactantes y niños:

  • No deje de alimentarlos.
  • No diluya (“rebaje”) los alimentos ni la leche maternizada.
Guías especiales para adultos
En adultos con gastroenteritis, las siguientes medidas pueden ser útiles para sentirse mejor y evitar deshidratarse:

  • Si tiene vómitos, permita que el estómago se recupere antes de comer.
  • Chupe cubos de hielo o beba sorbos de agua. Si bebe una gran cantidad de líquido de una vez, puede agravar los vómitos. También puede beber las siguientes bebidas:
    • Bebidas deportivas (si no padece una condición como la diabetes, que exige restringir la ingestión de azúcares simples)
    • Caldo (si no debe restringir la ingestión de sal)
  • Comience a comer de a poco. Cuando ya no tenga vómitos, retome lentamente su dieta habitual. De este modo, ayudará a reducir la duración de la diarrea. Puede probar con alimentos blandos y fáciles de digerir. También puede probar comer porciones más pequeñas durante todo el día.



Resources:
American Academy of Family Physicians
Family Doctor.org

American Academy of Pediatrics
Healthy Children.org

Canadian Resources:
Canadian Paediatric Society


References:
Centers for Disease Control and Prevention. Managing acute gastroenteritis among children: oral rehydration, maintenance, and nutritional therapy. MMWR. 2003;52. Centers for Disease Control and Prevention website. Available at http://www.cdc.gov/mmwr/pdf/rr/rr5216.pdf . Accessed June 16, 2011.

Colletti JE, Brown KM, Sharieff GQ, Barata IA, Ishimine P; ACEP Pediatric Emergency Medicine Committee. The management of children with gastroenteritis and dehydration in the emergency department. J Emerg Med. 2010;38(5):686-698.

Gastroenteritis. Cincinnati Children’s Hospital Medical Center website. Available at: http://www.cincinnatichildrens.org/health/info/abdomen/diagnose/gastroenteritis.htm . Updated June 2009. Accessed June 16, 2011.

Gastroenteritis. Cleveland Clinic website. Available at: http://my.clevelandclinic.org/disorders/gastroenteritis/hic_gastroenteritis.aspx . Updated October 2007. Accessed June 16, 2011.

Kohlne D. Rotavirus. EBSCO Health Library website. Available at: http://www.ebscohost.com/healthLibrary/ . Updated March 2011. Accessed June 16, 2011.

Koslap-Petraco MB. Homecare issues in rotavirus gastroenteritis. J Am Acad Nurse Pract. 2006;18(9):422-428.

Rotavirus gastroenteritis. EBSCO DynaMed website. Available at: http://www.ebscohost.com/dynamed/ . Updated June 2011. Accessed June 16, 2011.

Shannon DW. Viral gastroenteritis. EBSCO Health Library website. Available at: http://www.ebscohost.com/healthLibrary/ . Updated September 2010. Accessed June 16, 2011.

The treatment of diarrhea: a manual for physicians and other senior health workers. World Health Organization website. Available at: http://whqlibdoc.who.int/publications/2005/9241593180.pdf . Updated 2005. Accessed June 16, 2011.

Last Reviewed diciembre 2011



Health Information Library content is provided by EBSCO Publishing, fully accredited by URAC. URAC is an independent, nonprofit health care accrediting organization dedicated to promoting health care quality through accreditation, certification and commendation.

 

This content is reviewed regularly and is updated when new and relevant evidence is made available. This information is neither intended nor implied to be a substitute for professional medical advice. Always seek the advice of your physician or other qualified health provider prior to starting any new treatment or with questions regarding a medical condition.

 

To send comments or feedback to EBSCO's Editorial Team regarding the content please e-mail healthlibrarysupport@ebscohost.com.