Ambliopía
English Version

Definición
La ambliopía es una condición que ocurre cuando existe una reducción de la visión en un ojo. La ambliopía, que con frecuencia es llamada "ojo perezoso", es más común en bebés y niños, pero también puede ocurrir en adultos. La ambliopía no es contagiosa.

Existen dos tipos comunes de ambliopía:
  • Ambliopía anisometrópica que ocurre cuando la visión de un ojo difiere de la del otro. A menudo, esto puede ser provocado por una gran diferencia en la prescripción de anteojos. La diferencia puede deberse a que en un ojo tiene más miopía o hipermetropía que en el otro o debido a grandes diferencias relacionadas con astigmatismo. En general, las personas que tienen ambliopía anisometrópica con frecuencia son asintomáticas (no muestran señas de la enfermedad).
  • Ambliopía Estrabísmica que ocurre cuando existe un desalineamiento visible (cruce) de un ojo.

Ambliopía Estrabísmica

Copyright © Nucleus Medical Media, Inc.

Si sospecha que usted o su hijo tienen esta condición, contacte a su médico. Entre más pronto se trate la ambliopía, más favorable será el resultado.

Causas
La ambliopía es causada cuando el cerebro prefiere (favorece) un ojo más que al otro. La preferencia del cerebro (tendencia) por uno ojo por encima del otro puede debilitar y reducir la visión en el ojo que se usa menos.

No existen factores ambientales o genéticos que puedan contribuir a la causa de la ambliopía.

Factores de riesgo
Un factor de riesgo es aquello que incrementa su probabilidad de contraer una enfermedad o condición.

Los siguientes factores incrementan sus probabilidades de desarrollar ambliopía. Si tiene alguno de estos factores de riesgo, informe al médico:
  • Edad: niños de nueve años o menos con:
    • Ojos cruzados
    • Una gran diferencia en la prescripción de anteojos entre los dos ojos (miopía, hipermetropía o astigmatismo)
    • Bloqueo visual como cataratas, párpado caído o cicatrices en la córnea

Síntomas
Los síntomas para la ambliopía varían de persona a persona. Algunas personas pueden ser asintomáticas (no muestran señales de la condición) mientras que otras son sintomáticas (muestran señales de la condición). Si usted experimenta cualquiera de estos síntomas no asuma que se debe a ambliopía. Estos síntomas podrían ser causados por otras condiciones de salud menos serias. Si usted experimenta alguno de ellos, consulte a su médico.

  • Un párpado caído (la incapacidad para abrirlo totalmente) que bloquea la pupila
  • Dolores de cabeza
  • Visión borrosa
  • Hacer bizco o cerrar excesivamente los ojos
  • Cerrar reiteradamente un ojo cuando se encuentra expuesto a luz solar resplandeciente
  • Una desalineación (cruce) de un ojo, generalmente del ojo que se usa menos volteará excesivamente hacia la nariz
Diagnóstico
El médico le preguntará acerca de sus síntomas y antecedentes clínicos, y le realizará un examen físico. Usted también puede ser canalizado con un oftalmólogo, un doctor que se especializa en el tratamiento médico y quirúrgico de los trastornos oculares y en la medida de la visión. Debido a que la ambliopía tiende a ocurrir en niños pequeños, los tipos de pruebas que el oftalmólogo realice estarán determinados por la edad del paciente y su habilidad para responder al oftalmólogo. Las pruebas pueden incluir:
  • Examen de evaluación de la agudeza visual (VAT); como la prueba de símbolos de Lea que se utiliza para evaluar la visión distante.
  • Examen de refracción ciclopléjica; que se realiza para determinar de qué manera el globo ocular muestra y recibe imágenes producidas por las lentes del ojo. Para realizar la prueba, se utilizan gotas oculares para dilatar (abrir ampliamente la pupila) para una mejor visión del ojo. Para determinar la dirección de la luz que el ojo recibe y muestra, las gotas dilatadoras paralizan brevemente (incapacitan el movimiento o lo inactivan) el músculo ocular que controla el enfoque.
  • La oftalmoscopia permite al oculista determinar la prescripción de anteojos de un niño que todavía no habla
  • Prismas para determinar el grado de cruzamiento entre los dos ojos si existe

Tratamiento
Consulte con el médico acerca del mejor plan de tratamiento para usted. Primero, la corrección de cualquier obstrucción visual, como las cataratas, necesita terminarse. Además, el médico tratará cualquier defecto o anomalía visual significativa, como miopía, hipermetropía o astigmatismo excesivos con anteojos o lentes de contacto. Sólo así se obliga a que el niño utilice el ojo amblióptico.

Las opciones de tratamiento incluyen:

Penalización con Atropina
Se colocan gotas o pomada de atropina en el ojo no amblióptico (el ojo que es favorecido por el cerebro o en el ojo sano). Esto ocasiona que el ojo sano se desenfoque y obliga al paciente a utilizar el ojo perezoso.

Terapia Oclusiva (Parche)
Se coloca un parche sobre el ojo no amblióptico (el ojo sano), lo cual obliga al paciente a utilizar el ojo perezoso.

Prevención
Para reducir las probabilidades de que la ambliopía no sea detectada (no identificada), los niños menores a los seis años de edad deberían tener un examen ocular extenso para su tercer año. No se conocen medidas preventivas que reduzca sus probabilidades de adquirir ambliopía. Sin embargo, el realizarse un examen de la visión extenso de manera rutinaria, la detección temprana y un plan de tratamiento inmediato para la ambliopía conllevará a resultados más favorables.




RESOURCES:
American Association for Pediatric Ophthalmology and Strabismus

National Eye Institute (NEI)

Prevent Blindness America

CANADIAN RESOURCES:
Canadian Ophthalmological Society

The Canadian National Institute for the Blind

References:
Bhola R, Keech RV, Kutschke P, Pfeifer W, Scott WE. Recurrence of amblyopia after occlusion therapy. Ophthalmology . 2006 Nov;113(11):2097-100.

Campos, EC, Schiavi, C, Benedetti, P, et al. Effect of citicoline on visual acuity in amblyopia: preliminary results. Graefes Arch Clin Exp Ophthalmol .1995; 233:307.

Fleck BW. Amblyopia therapy. Br J Ophthalmol . 2003; 87(3):255-6.

Flynn JT, Schiffman J, Feuer W, et al. The therapy of amblyopia: an analysis of the results of amblyopia therapy utilizing the pooled data of published studies. Trans Am Ophthalmol Soc . 1998;96: 431-50; discussion 450-3.

Holmes JM, Beck RW, Kraker RT, et al. Pediatric Eye Disease Investigator Group. Impact of patching and atropine treatment on the child and family in the amblyopia treatment study. Arch Ophthalmol . 2003;121(11):1625-32.

Kushner BJ. Atropine vs. patching for the treatment of moderate amblyopia in children. Arch Ophthalmol . 2002;120(3):387-8.

LaRoche GR. Amblyopia: detection, prevention, and rehabilitation. Curr Opin Ophthalmol . 2001;12(5):363-7.

Leguire LE, Rogers GL, Walson PD, Bremer DL. Occlusion and levodopa-carbidopa treatment for childhood amblyopia. J AAPOS .1998; 2:257.

Loudon SE, Simonsz HJ. The history of the treatment of amblyopia. Strabismus . 2005;13(2):93-106.

Pediatric Eye Disease Investigator Group. A comparison of atropine and patching treatments for moderate amblyopia by patient age, cause of amblyopia, depth of amblyopia, and other factors. Ophthalmology . 2003;110(8):1632-7; discussion 1637-8.

Powell C, Porooshani H, Bohorquez M, et al. Screening for amblyopia in childhood. Cochrane Database Syst Rev . 2005;(3):CD005020.

Ohlsson J, Baumann M, Sjostrand J, et al. Long term visual outcome in amblyopia treatment. Br J Ophthalmol . 2002; 86(10):1148-51.

Quinn GE, Beck RW, Holmes JM, et al. Pediatric Eye Disease Investigator Group. Recent advances in the treatment of amblyopia. Pediatrics . 2004;113 (6):1800-2.

Sakatani K, Jabbur NS, O'Brien TP. Improvement in best corrected visual acuity in amblyopic adult eyes after laser in situ keratomileusis. J Cataract Refract Surg . 2004;30(12):2517-21.

Simons K. Amblyopia characterization, treatment, and prophylaxis. Surv Ophthalmol . 2005;50(2):123-66

Last Reviewed septiembre 2011



Health Information Library content is provided by EBSCO Publishing, fully accredited by URAC. URAC is an independent, nonprofit health care accrediting organization dedicated to promoting health care quality through accreditation, certification and commendation.

 

This content is reviewed regularly and is updated when new and relevant evidence is made available. This information is neither intended nor implied to be a substitute for professional medical advice. Always seek the advice of your physician or other qualified health provider prior to starting any new treatment or with questions regarding a medical condition.

 

To send comments or feedback to EBSCO's Editorial Team regarding the content please e-mail healthlibrarysupport@ebscohost.com.