Dividir las pastillas puede ahorrar dinero, pero primero hable con su médico
English Version


¿Parecería que el precio de su receta aumenta cada vez que la encarga? Para quienes pagan sus recetas en forma directa o tienen una cobertura limitada para medicamentos, el costo cada vez mayor de los medicamentos es algo complicado.

Sin embargo, las personas que toman algunos de los medicamentos recetados más comúnmente podrían reducir los costos. Un estudio publicado en el American Journal of Managed Care exploró la práctica de dividir las pastillas. Dividir las pastillas ahorra dinero debido a que el precio por pastilla generalmente no varía significativamente según la dosis. Así funciona: su médico escribe una prescripción para el doble de la posología que necesita. Entonces, usted divide las pastillas a la mitad y termina con dos veces más pastillas por el mismo precio. Pero tenga cuidado. Es posible que dividir las pastillas no sea una buena opción aunque signifique ahorrar dinero. Las organizaciones como la Dirección de Fármacos y Alimentos (FDA) y la Asociación Médica Estadounidense no recomiendan dividir las pastillas, a menos que la etiqueta del medicamento indique que está bien hacerlo. Algunas inquietudes respecto de la división de pastillas incluyen:

  • Olvidar dividir un comprimido o confundirse con la dosis correcta (Esto puede causar que accidentalmente se tome demasiado medicamento).
  • No dividir la pastilla de manera uniforme
  • Las pastillas pueden tener formas inusuales o ser demasiado pequeñas para dividirse.
Las siguientes son otras inquietudes a las que debe prestar atención respecto de la división de pastillas.

Dividir pastillas: no es seguro para todos los medicamentos
Randall S. Stafford, MD, PhD, y David C. Radley, BA, estudiaron si dividir las pastillas puede reducir el costo de los medicamentos sin comprometer su seguridad y eficacia. También lograron identificar los medicamentos que son más adecuados para dividir. Estos investigadores examinaron los registros de farmacias de un plan de cuidado controlado en el Massachusetts General Hospital en Boston.

Stafford y Radley determinaron los 265 medicamentos recetados más frecuentemente en el hospital del estudio y en todo el país. Aproximadamente la mitad de estos medicamentos no pueden dividirse. Estos incluyen medicamentos con las siguientes características:

  • Aquellos producidos como cápsulas
  • Medicamentos disponibles en una sola dosis
  • Medicamentos que no se toman por vía oral, como medicinas para el asma administradas mediante inhalador
  • Pastillas empaquetadas previamente, como pastillas de control natal
  • Aquellas que no puedan romperse fácilmente
  • Pastillas con cubierta entérica, que permite que el medicamento permanezca entero hasta que pase a través del estómago hacia el intestino
  • Cualquier medicamento que sea de liberación prolongada
Consulte con su médico antes de dividir pastillas
No divida pastillas sin consultar primero con su médico de cuidado primario si la práctica es segura para cada uno de sus medicamentos. Para algunos pacientes, dividir pastillas es poco prudente, y provoca dosis disparejas y un tratamiento ineficaz. Stafford y Radley no recomiendan dividir pastillas en los casos de pacientes que tengan los siguientes problemas:

  • Daño cognitivo
  • Artritis debilitante
  • Mala destreza o visión limitada
  • Temblores recurrentes
Si va a dividir pastillas regularmente, invierta en un dispositivo para dividir pastillas. Estos dispositivos son fáciles de usar y le permiten dividir las pastillas con bastante precisión. Su farmacéutico puede enseñarle a usarlo.

La Dirección de Fármacos y Alimentos (FDA) de Estados Unidos no recomienda dividir todo el suministro de pastillas de una vez. Solo divida una a la vez.

Asimismo, si cambia de una marca de medicamento a otra, debe asegurarse de que sea seguro dividir las pastillas. Asegúrese de revisar el envase para tener la certeza de que la FDA ha aprobado la división de la pastilla.

Si usted y su médico deciden que dividir las pastillas es una buena estrategia para usted, podría ahorrar una buena cantidad del dinero que está gastando ahora en medicamentos.




RESOURCES:
Familydoctor.org, American Academy of Family Physicians

The Food and Drug Administration, Center for Drug Evaluation and Research

CANADIAN RESOURCES:
Healthy Living Unit (Public Health Canada)

Canada Safety Council

References:
Choe HM, Stevenson JG, Streetman DS, Heisler M, Sandiford CJ, Piette JD.Impact of patient financial incentives on participation and outcomes in a statin pill-splitting program. Am J Manag Care. 2007 Jun;13(6 Part 1):298-304.

Cohen CI, Cohen SI Potential cost savings from pill-splitting of newer psychotropic medications. Psychiatr Serv. 2000 Apr;51(4):527-9.

Cross M.Two for the price of one beauty of pill-splitting catches on. Manag Care. 2003 Feb;12(2):36-8. No abstract available.

Miller DP, Furberg CD, Small RH, Millman FM, Ambrosius WT, Harshbarger JS, Ohl CA.Controlling prescription drug expenditures: a report of success. Am J Manag Care. 2007 Aug;13(8):473-80.

Physicians Desk Reference. 56th ed. Montvale, NJ: Medical Economics Company, Inc; 2002.

Stafford RS, Radley DC. The potential of pill splitting to achieve cost savings. The Am J Managed Care. 2002;8:707-712.

United States Food and Drug Administration. Best Practices for Tablet Splitting. Available at: http://www.fda.gov/Drugs/ResourcesForYou/Consumers/BuyingUsingMedicineSafely/EnsuringSafeUseofMedicine/ucm184666.htm. Updated Oct 21, 2009, Accessed April 20, 2011

United States Food and Drug Administration. Tablet splitting: a risky practice. Available at: http://www.fda.gov/ForConsumers/ConsumerUpdates/ucm171492.htm. Updated July 21, 2009. Accessed April 11, 2011.

Winslow R. Study finds splitting pills usually safe, saves money. The Wall Street Journal Online. Accessed August 30, 2002.

Last Reviewed April 2011



Health Information Library content is provided by EBSCO Publishing, fully accredited by URAC. URAC is an independent, nonprofit health care accrediting organization dedicated to promoting health care quality through accreditation, certification and commendation.

 

This content is reviewed regularly and is updated when new and relevant evidence is made available. This information is neither intended nor implied to be a substitute for professional medical advice. Always seek the advice of your physician or other qualified health provider prior to starting any new treatment or with questions regarding a medical condition.

 

To send comments or feedback to EBSCO's Editorial Team regarding the content please e-mail healthlibrarysupport@ebscohost.com.