Síndrome del Túnel Carpal
  • Tratamientos Naturales Propuestos
  • Referencias
English Version

El síndrome del túnel carpiano (CTS por sus siglas en inglés) es una enfermedad común y con frecuencia discapacitante frecuentemente más asociada con la captura de datos y el uso general de computadoras, pero puede afectar a cualquiera que realice movimientos repetitivos de la manos. El CTS golpea con más frecuencia a mujeres que a hombres y es una complicación temporal, relativamente común del embarazo (debida al incremento en la retención de líquidos). También ocurre frecuentemente entre personas con artritis reumatoide y diabetes .

El CTS es causado por la compresión del nervio mediano. En su camino hacia la mano, el nervio pasa a través de una abertura en la muñeca llamada túnel carpal. El movimiento constante y repetitivo de la mano puede agravar los ligamentos y tendones encerrados en el túnel, ocasionando que se inflamen. Cuando las paredes del túnel se cierran, comprimen el nervio mediano. Esto ocasiona hormigueo y entumecimiento en el dedo pulgar, índice, medio y la mitad del anular. El malestar del CTS con frecuencia despierta a la gente durante la noche y eventualmente hace difícil el agarrar objetos pequeños.

Muchos casos de CTS están relacionados con el trabajo. Poner atención a la ergonomía apropiada es esencial para prevenir el CTS. Esto podría incluir volver a colocar un teclado de computadora o tomar recesos con más frecuencia. El tratamiento médico convencional para los casos más molestos del CTS es bastante exitoso. Entablillar la mano afectada, especialmente en la noche, podría ayudar a reducir los síntomas. Medicamentos antiinflamatorios no esteroides como el ibuprofeno o naproxeno pueden ayudar, así como las inyecciones de cortisona. Cuando estas medidas fallan, la cirugía puede ayudar. En casos extremos, una persona con CTS relacionado con el trabajo podría tener que cambiar de empleo. 1

Tratamientos Naturales Propuestos
No existen tratamientos naturales para el síndrome del túnel carpal que tengan alguna evidencia significativa de apoyo. Aquellos que han sido científicamente evaluados del todo hasta cierto punto, incluyen vitamina B 6 , yoga y magnetoterapia .

Vitamina B 6

Hace más de 25 años, los investigadores notaron que la gente con CTS parecía tener deficiencia de vitamina B 6 . 2 Esto condujo al uso generalizado de B 6 como un remedio para el CTS. Sin embargo, un estudio reciente no descubrió asociación entre el CTS y la deficiencia de B 6. 3 De cualquier modo, aun si la deficiencia de B 6 fuese común en el CTS, eso por si mismo no podría comprobar que 6suplementos de B 6 pudiera reducir los síntomas.

Algunos estudios han investigado la efectividad de la vitamina B 6 para el CTS. La mayoría fueron mal diseñados e involucraron a pocas personas. Los dos estudios (aunque pequeños) aleatorios, doble ciego controlados por placebo que existen, no descubrieron evidencia de que la vitamina B 6 trate efectivamente el CTS. El primer estudio, el cual incluyó sólo 15 personas, no descubrió diferencia significativa después de 10 semanas entre aquellos que tomaban vitamina B 6 , un placebo o nada. 4 El segundo, que involucró a 32 personas, descubrió algunos beneficios, pero estos fueron muy pequeños. 5 No hubo mejoría en el dolor nocturno, entumecimiento u hormigueo, ni en medidas objetivas de la función del nervio mediano. Sin embargo, se vio algún beneficio en los síntomas menos importantes de inflamación del dedo y malestar después del movimiento repetitivo.

La línea final: Debido a que no se ha comprobado que la vitamina B 6 sea efectiva y puede ser dañina en dosis elevadas, no la recomendamos para el síndrome del túnel carpal.

Para más información, incluyendo dosificación y cuestiones de seguridad, vea el artículo completo sobre vitamina B 6 .

Yoga

Hatha yoga, un sistema de estiramiento y ejercicios de equilibrio, han sido tratado para el síndrome del túnel carpal. En un estudio, 42 individuos con síndrome del túnel carpal fueron asignados al azar para recibir ya fuera instrucción de yoga o una férula para la muñeca por un período de 8 semanas. 6 Los resultados indicaron que el yoga fue más efectivo que la férula para la muñeca.

Sin embargo, este estudio tiene un serio defecto: Simplemente se ofreció a los participantes del grupo de control la férula para la muñeca y se les dió la opción de usarla o no; hubiera sido preferible para ellos haber recibido una opción con más "glamour," como acupuntura láser falsa, o, mejor aun posturas de yoga falsas. La experiencia de numerosos estudios muestra que cuando la gente cree que está recibiendo un tratamiento efectivo, ellos reportan mejoría, a pesar de la naturaleza del tratamiento. (Vea, por ejemplo, el estudio de la magnetoterapia descrita abajo.)

Para más información sobre el hatha yoga, vea el artículo completo de yoga .

Magnetoterapia

En el primer estudio de magnetoterapia de doble ciego controlado por placebo reportado para el síndrome de túnel carpal, 30 personas con CTS recibieron tratamiento con un imán estático real o falso. 7 ¡Se vieron beneficios drásticos, a largo plazo con el tratamiento con imanes; sin embargo, también se vieron beneficios drásticos, a largo plazo con el tratamiento de placebo! Este estudio subraya la necesidad de un grupo de placebo en estudios - no ha habido ninguno en este ensayo, la magnetoterapia hubiera parecido ser bastante efectiva para el CTS. Para mayor información sobre magnetoterapia, vea el artículo completo de magnetoterapia .

Otras Hierbas y Suplementos

La bromelina y otras enzimas proteolíticas son recomendadas algunas veces para el tratamiento del síndrome del túnel carpiano, pero no hay evidencia de que sean efectivas.

En un estudio doble ciego controlado por placebo de 37 personas que serían sometidas a cirugía de CTS, un ungüento hecho por la hierba árnica (combinada con tabletas homeopáticas de árnica ) comprobó ser ligeramente más efectiva que el placebo para aliviar el dolor después de la cirugía. 8




Referencias Stransky M, Rubin A, Lava NS, et al. Treatment of carpal tunnel syndrome with vitamin B6: a double-blind study. South Med J. 1989;81:841 - 842. Ellis JM, Kishi T, Azuma J, et al. Vitamin B6 deficiency in patients with a clinical syndrome including the carpal tunnel defect. Biochemical and clinical response to therapy with pyridoxine. Res Commun Chem Pathol Pharmacol. 1976;13:743 - 757. Franzblau A, Rock CL, Werner RA, et al. The relationship of vitamin B6 status to median nerve function and carpal tunnel syndrome among active industrial workers. J Occup Environ Med . 1996;38:485 - 491. Stransky M, Rubin A, Lava NS, et al. Treatment of carpal tunnel syndrome with vitamin B6: a double-blind study. South Med J. 1989;81:841 - 842. Spooner GR, Desai HB, Angel JF, et al. Using pyridoxine to treat carpal tunnel syndrome . Can Fam Physician . 1993;39:2122 - 2127. Garfinkel MS, Singhal A, Katz WA, et al. Yoga-based intervention for carpal tunnel syndrome: a randomized trial. JAMA . 1998;280:1601-1603. Carter R, Hall T, Aspy CB, et al. Effectiveness of magnet therapy for treatment of writs pain attributed to carpal tunnel syndrome. J Fam Pract. 2002;51:38-40. Jeffrey SLA, Belcher HJCR. Use of arnica to relieve pain after carpal-tunnel release surgery. Altern Ther Health Med. 2002;8:66-68.
Last Reviewed septiembre 2014



Health Information Library content is provided by EBSCO Publishing, fully accredited by URAC. URAC is an independent, nonprofit health care accrediting organization dedicated to promoting health care quality through accreditation, certification and commendation.

 

This content is reviewed regularly and is updated when new and relevant evidence is made available. This information is neither intended nor implied to be a substitute for professional medical advice. Always seek the advice of your physician or other qualified health provider prior to starting any new treatment or with questions regarding a medical condition.

 

To send comments or feedback to EBSCO's Editorial Team regarding the content please e-mail healthlibrarysupport@ebscohost.com.