Revisión para el Glaucoma
English Version

El propósito de la revisión es el diagnóstico y tratamiento oportunos. Las pruebas de revisión generalmente se administran a personas sin síntomas presentes, pero que pudieran estar en alto riesgo para ciertas enfermedades o condiciones. Puesto que el glaucoma no tiene síntomas y puede ocurrir en cualquier persona sin importar los factores de riesgo, todos deberíamos ser revisados para esta enfermedad según lo recomiende el médico.

Pruebas de Revisión
Los exámenes regulares de la vista por un profesional del cuidado ocular son la mejor forma de revisar la presencia de glaucoma. Debido a que la mayoría de las personas no experimentan síntomas con el glaucoma, es importante que programe un examen regular de los ojos. La frecuencia depende de su edad, factores de riesgo y salud en general. Vea las indicaciones de revisión a continuación.

Durante su examen ocular, su profesional del cuidado de los ojos quizás realice las siguientes pruebas:

Agudeza visual : Esta prueba mide qué tan bien ve a varias distancias. Se le pedirá que vea una gráfica de letras o números y que identifique lo que ve.

Tonometría : Esta prueba mide la presión dentro del ojo. Existen varios tipos de tonometría; en una tonometría de aire, una bocanada de aire se sopla dentro de su córnea para tomar la medida. Otro tipo utiliza un diminuto instrumento de plástico (tonómetro de Goldman) que ligeramente presiona su ojo para medir su presión intraocular. Para esta prueba, primero el ojo es adormecido con una gota para los ojos, de manera que usted no sentirá nada.

Gonioscopía : El profesional del cuidado de la salud puede ver el ángulo de drenaje de su ojo utilizando un lente especial. Esto puede ayudar a determinar si usted está en riesgo de un glaucoma de ángulo cerrado.

Dilatación de la pupila : Se ponen gotas en sus ojos que agrandan/dilatan sus pupilas. Esto permite que el profesional del cuidado del ojo vea más del interior de su ojo. Su visión cercana (de cerca) puede permanecer borrosa por varias horas después y usted quizás esté sensible a la luz brillante. Pregúntele a su doctor sobre utilizar un par de lentes de sol después de la dilatación.

Oftalmoscopía : Una vez que sus pupilas se han dilatado, el profesional del cuidado de los ojos examinará su nervio óptico y el resto de su retina con un instrumento llamado oftalmoscopio. El color y la apariencia del nervio óptico pueden indicar si hay daño debido a un glaucoma y de qué tan extenso es. Su doctor probablemente tomará imágenes de su nervio óptico para una futura comparación.

Perimetría (prueba del campo visual) : Esta prueba produce un mapa del campo completo de visión. Se utiliza para revisar si hay o no daño en cualquier área de la visión. Debido a que el glaucoma afecta lentamente su visión periférica, o de lado, usted quizás no sepa que tiene algún problema hasta que se le detecte con esta prueba.

Paquimetría: Su médico puede medir el grueso de su córnea utilizando una máquina especial llamada paquímetro corneal. Su ojo es adormecido primero con una gota y esto no duele.

Análisis del Espesor de la Capa de Fibras Nerviosas : Su médico puede utilizar una máquina especial, como un OCT, GDx o HRT para medir el espesor de la fibra nerviosa alrededor de su nervio óptico. Con frecuencia, esto puede compararse a la información normativa de otra persona sin glaucoma de su edad, género y raza. También puede volverse a revisarse en el futuro para ver si existe alguna pérdida nerviosa del espesor del nervio óptico con el tiempo.

Indicaciones de Revisión
Pregúntele a su médico las indicaciones específicas para su situación individual. The American Academy of Ophthalmology recomienda las siguientes indicaciones generales de revisión para adultos saludables con o sin factores de riesgo de una enfermedad ocular:

  • Al menos una vez entre los 20-29 años de edad
  • Al menos dos veces entre los 30-39 años de edad
  • De 40-64 años de edad: cada 2 a 4 años
  • De 65 años o mayores: cada 1 a 2 años

Usted debería ser revisado con más frecuencia, o consultar a su médico, si:
  • Tiene factores de riesgo para glaucoma o para otras enfermedades oculares
  • Tiene un miembro en su familia que tiene glaucoma
  • Tiene un historial personal o familiar de una enfermedad ocular
  • Tiene ascendencia afroamericana, africana o latinoamericana
  • Ha tenido una seria lesión ocular en el pasado
  • Tuvo una cirugía ocular en el pasado
  • Está tomando un medicamento corticosteroide
  • Tiene diabetes, presión arterial elevada u otra enfermedad crónica

Nota Precautoria: Si actualmente usted tiene síntomas oculares, debe llamar a su proveedor de servicios de la salud inmediatamente para una evaluación. En caso de una emergencia, llame a una ambulancia inmediatamente.




Referencias:
American Academy of Ophthalmology website. Disponible en: http://www.aao.org/ .

Glaucoma Research Foundation website. Disponible en: http://www.glaucoma.org/

National Eye Institute website. Disponible en: http://www.nei.nih.gov/ .

Weinreb RN, Khaw PT. Primary open-angle glaucoma. Lancet. 2004;363:1711.

Friedman DS, Wolfs RC, O'Colmain BJ, et al. Prevalence of open-angle glaucoma among adults in the United States. Arch Ophthalmol. 2004;122:532.

Last Reviewed septiembre 2011



Health Information Library content is provided by EBSCO Publishing, fully accredited by URAC. URAC is an independent, nonprofit health care accrediting organization dedicated to promoting health care quality through accreditation, certification and commendation.

 

This content is reviewed regularly and is updated when new and relevant evidence is made available. This information is neither intended nor implied to be a substitute for professional medical advice. Always seek the advice of your physician or other qualified health provider prior to starting any new treatment or with questions regarding a medical condition.

 

To send comments or feedback to EBSCO's Editorial Team regarding the content please e-mail healthlibrarysupport@ebscohost.com.