Una Guía de la Familia para Afrontar los Trastornos Alimenticios
English Version


Las mujeres con trastornos alimenticios no son las únicas que sufren. La batalla se vuelve un asunto familiar, uno que es incluso más difícil cuando una mujer está sola. Aunque hay cosas que las familias no deberían hacer y decir, hay muchas cosas que pueden hacer para ayudar no sólo a su ser amado, sino a sí mismas.

El Largo Camino de la Recuperación
Saber que alguien a quien usted ama está sufriendo de un trastorno alimenticio nunca es fácil. El diagnóstico inicial podría llegar como un shock, pero para algunas personas y sus seres amados lo que viene después del diagnóstico puede ser aun más difícil. El tratamiento exitoso de los trastornos alimenticios es un proceso largo y a menudo difícil. El progreso es irregular y podrían ser muchos los contratiempos.

"El avance en un trastorno alimenticio se mide en años," dice Carolyn Costin, MA, MEd, MFCC, director de Monte Nido Treatment Center in Malibú, CA. "La recuperación tardará mucho tiempo, y usted tiene que prepararse para eso."

Es importante que las mujeres afectadas y sus familias no dejen de tener esperanza. Las personas bulímicas y anoréxicas que quieren mejorar pueden recuperarse.

"La recuperación se puede alcanzar, pero se trata de ser paciente y permitir que suceda el proceso de recuperación," dice Julie Clark-Sly, PhD, co-directora clínica en the Center for Change en Orem, UT.

Sin embargo, de manera entendible, habrá momentos en los que su paciencia se ponga a prueba, como cuando usted ve a su ser amado practicar conductas destructivas, o cuando todo lo que diga o haga desencadene una respuesta defensiva.

¿Entonces qué es lo que puede hacer?

Aprenda
Tal vez el primer paso para ayudar a su ser amado a recuperarse es aprender acerca de los trastornos alimenticios. Con frecuencia, las personas asumen que los trastornos alimenticios se tratan de alimentos y peso, pero eso no es verdad.

"Los trastornos alimenticios se tratan de problemas subyacentes," dice Julie DeLettre Holland, MS, una especialista certificada en trastornos alimenticios radicada en Atlanta y directora de desarrollo profesional ambulatorio con the Renfrew Center.

Para lidiar con esos problemas, se espera que usted haya animado a su ser amado a buscar asesoría profesional. Si su salud está en riesgo, usted podría haber forzado la asesoría. Considere pedir a su terapeuta que establezca sesiones educativas para su familia. El terapeuta también podría sugerir asesoría familiar. Casi en todos los casos, un consultante médico, ya sea un médico general o un psiquiatra, también necesitarán estar involucrados.

A medida que lea libros o que asista a reuniones educativas o grupos de apoyo familiar, no deje que el trastorno alimenticio lo consuma.

"Usted tiene que tomar un descanso del problema, especialmente si su ser amado vive en casa," dice Clark-Sly.

Descarte la Culpa
La culpa eventualmente podría llegar con usted, como lo hace para muchas familias. ¿Cómo pudo dejarla sufrir con este trastorno alimenticio durante tanto tiempo? ¿Cómo pudo haberlo prevenido? ¿Qué hizo para contribuir a esto?

Expertos dicen que usted no debería culparse a sí mismo.

"No hay una sola causa para un trastorno alimenticio," dice Clark-Sly. "Usted no ha creado el trastorno."

Cada familia comete errores, ella añade. Y ciertamente, si usted hace cosas que estén contribuyendo al problema, como ser abusivo, entonces necesita corregir esas cosas.

Pero usted no puede culparse a sí mismo por lo que haya (o no haya) hecho.

"Si usted está enfocándose en eso," dice Holland, "entonces no podrá avanzar y saber cómo ayudar."

Costin anima a las familias a permanecer orientadas hacia la solución.

"Usted puede tener todo el entendimiento del porqué alguien necesita controlar su consumo de alimentos," ella dice, "pero eso no cambiará nada."

Lo que Debe y No Debe Hacer para Ayudar en Su Recuperación
Lo mejor que puede hacer es brindar apoyo. "Ella necesita que la familia sea una fuerza estable y firme de amor y apoyo," dice Clark-Sly. Sin embargo, existen acciones que puede realizar para hacer que las cosas sean más fáciles para usted y su ser amado:

  • No deje que su relación se enfoque solamente en ella. Usted también es una persona importante. Cuando hable acerca de su día, por ejemplo, comparta información sobre el día de usted, dice Holland.
  • Aleje su enfoque de los alimentos. Ya sea que esté en una reunión familiar o en la mesa para cenar, "enfocarse en los alimentos crea un desastre," dice Clark-Sly. Hable acerca de los eventos del día, dé una caminata, o practique juegos de mesa.
  • Permita todos los alimentos. "No es sano tener la creencia de que los alimentos son buenos o malos," dice Holland. Costin, una anoréxica recuperada, también sugiere ofrecer servir algo que ella coma si usted es el anfitrión del evento. En las comidas de navidad, su madre solía servir verduras y ensalada para que fuera menos evidente que ella no estaba comiendo jugo de carne y relleno.
  • Sea un buen ejemplo a seguir. No critique sus propios hábitos alimenticios o peso. No anime a alguien a perseguir la delgadez, y no admire la pérdida de peso o el ejercicio excesivo. No comience a hacer dieta ni tenga una báscula en la casa. "Usted no tiene idea de qué tanto le afecta esto", dice Costin.
  • Mantenga los hábitos regulares alimenticios de la familia. Su trastorno alimenticio no debería controlar la manera en la que otros miembros de la familia comen y viven, especialmente si llegan cambios después de decidir qué es lo que le ayudaría. Si ella cree que cambios específicos en el estilo de vida ayudarían en su recuperación, entonces la familia puede decidir si podrían hacerse estos cambios y cómo los harían.
  • Pregúntele si ella quiere que la apoyen. Usted no tiene la capacidad para leer la mente. Hablar acerca de cómo puede ayudar es la manera más sana para lidiar con las cosas.
  • No trate de alejar cierto comportamiento de ella. "Usted no puede alejar un comportamiento hasta que haya uno saludable que poner en su lugar," dice Holland.
  • Evite responder a comentarios de "me siento gorda". Se espera que ella esté en terapia conductual cognitiva, y tanto usted como ella tendrán un plan específico para lidiar con estos tipos de "pensamientos intrusos". Si no hay plan, entonces una manera honesta para tratar un comentario de "me siento gorda" podría ser de la siguiente manera: Puedo entender que puedas sentirte de esa manera, y que esa sensación podría ser muy incómoda para ti. Sin embargo, esas sensaciones son parte de la enfermedad de un trastorno alimenticio; estás podrían sentirse reales para ti pero no lo son, y para recuperarte tendrás que dejarlas. Me ayudaría si pudieras decirme acerca de un sentimiento real que tengas, por ejemplo, podría ser útil si tú pudieras decir, "me siento triste" o "me siento enojada". Nosotros podríamos hablar acerca de sentimientos como tristeza, o ira, especialmente si puedes decir "me siento enojada" cuando lo estés.
  • No ignore comportamientos destructivos. Hacer esto refuerza el trastorno alimenticio, dice Holland. Cuando vea a alguien practicando comportamientos extraños destructivos como comer compulsivamente, purgarse, o no comer nada, muestre su preocupación. Pregunte si está pasando algo o si ella quiera hablar.
  • Haga que cuente en sus acciones. Si ella come todo su alimento o vomita en el baño, pídale que reemplace el alimento y que limpie su desorden, dice Constin.
  • No tema dirigirse a su terapeuta para tratar sus preocupaciones. Los terapeutas no revelarán información confidencial pero pueden discutir sus preocupaciones, dice Costin.
  • Recuerde que aquí no hay una reacción equivocada. "Si siempre se preocupa acerca de cómo relacionarse, entonces será falso y rígido," dice Clark-Sly. "Sea usted mismo y siga a su corazón."




  • Fuentes Adicionales:
    National Eating Disorders Association

    The National Women's Health Information Center

    The Renfrew Center

    Last Reviewed mayo 2011



    Health Information Library content is provided by EBSCO Publishing, fully accredited by URAC. URAC is an independent, nonprofit health care accrediting organization dedicated to promoting health care quality through accreditation, certification and commendation.

     

    This content is reviewed regularly and is updated when new and relevant evidence is made available. This information is neither intended nor implied to be a substitute for professional medical advice. Always seek the advice of your physician or other qualified health provider prior to starting any new treatment or with questions regarding a medical condition.

     

    To send comments or feedback to EBSCO's Editorial Team regarding the content please e-mail healthlibrarysupport@ebscohost.com.