Jon Drummond: Oro en la cara de la adversidad
English Version

Jon Drummond es una figura única y singular en el mundo de las carreras de pistas. Un ministro muy a menudo invitado a predicar en iglesias alrededor del país, Jon dio su primer sermón a la temprana edad de dos años. Ahora acercandose a los 32 años, Jon estará compitiendo en sus segundos Juegos Olímpicos este otoño.

Durante los últimos ocho años, Jon ha sido uno de los mejores corredores de velocidad de los Estados Unidos por lo regular sosteniéndose entre los mejores 10 de este país en los 100 metros planos. El ha sido el líder corredor de la carrera de relevos de los 4 x 100 metros en los Estados Unidos que empató un récord mundial y ganó la medalla de oro en los Campeonatos Mundiales de 1993, ganó la medalla de plata en los Juegos Olímpicos de 1996 y ganó la medalla de oro nuevamente en los Campeonatos Mundiales de 1999.

Lo que hace los logros de Jon más destacables es el hecho de que el nació con columna bífida (la falla en la columna vertebral del feto que impide que cierre adecuadamente). Cuando nació, a sus padres les dijeron que sería retrasado mental y que jamás caminaría. A pesar de estos diagnósticos iniciales, y el hecho de que Drummond haya tenido tres ataques con meningitis de la columna vertebral (una infección de las membranas alrededor del cerebro y de la médula espinal) desde 1986, él sigue siendo una fuerza dominante en las carreras de pista.

En una entrevista exclusiva con Rick Alan de HealthGate, Jon Drummond habla acerca de su carrera en las pistas y en el campo y sobre sus sentimientos acerca de cómo las personas pueden salir adelante con padecimientos médicos de potencial dificultad.

HealthGate: ¿Cómo decidió ingresar en el mundo de las carreras de pista?
Drummond: Mi vecino era el capitán de la manzana. El me vio correr la calle de arriba a abajo y me preguntó si quería correr en una competencia. Yo dije que sí, y el resto es historia.

¿Cuál ha sido su más grande logro para mencionar en el mundo de las carreras de pista?
Ser parte del equipo poseedor del récord mundial de la carrera de relevos de 4 x 100 metros. Pero, debo agregar que formar parte del equipo Olímpico de los Estados Unidos por segunda vez está también entre las cosas más importantes.

¿Cuáles eventos de pista son por lo general en los que compite y en cuáles competirá en las Olimpiadas?
Por lo regular compito en los 100 metros y 200 metros planos. En las Olimpiadas, estaré compitiendo en los 100 metros y en el equipo de los 4 x 100 metros de relevos.

¿Se ha entrenado de forma diferente para estos eventos Olímpicos?
No, excepto que empecé mi temporada de entrenamiento antes debido a la corta temporada que tuve el año pasado como resultado de la meningitis.

Es conocido como el "Payaso Príncipe de Campo y Pista." ¿Por qué?
Empezó en 1991 en los juegos Universitarios Mundiales. Me burlaba de mis compañeros competidores en la línea de partida. También hablaba con los aficionados como si no estuviera en la carrera. Cuando gané los 200 metros, me di cuenta de que mis pantalones cortos se habían descocido desde el frente hasta la parte trasera, así que me giré hacia la multitud y les enseñé la descocida. Básicamente, ¡les mostré mi trasero!

El nombre en realidad se me quedó en 1993, cuando corrí con un peine en mi cabello. Fue un accidente por completo. Cuando terminó la carrera e hicimos la entrevista, los entrevistadores me preguntaron si el peine era un tipo de artefacto aerodinámico. Yo estaba apenado, pero corrí con él y respondí que Jerry Lewis era el Príncipe Payaso de la Comedia, los Globetrotters eran los Príncipes Payasos del Baloncesto y que yo era el Príncipe Payaso de las Carreras de Pista.

Háblenos de la columna vertebral bífida. ¿Qué tanto limitó su actividad física cuando era niño? ¿Cuando era adolescente?
Yo nací con la columna vertebral bífida, un hueco en la base de la columna. Le dijeron a mi madre que yo no iba a poder caminar y que tal vez sería retrasado mental. Cuando era niño, mi madre era un poco aprehensiva acerca de actividades violentas. Pero con el correr de los años ella aprendió a vivir con el hecho de que yo era un niño muy activo que no tenía intenciones de tranquilizarse. ¡Ella también rezó mucho!

Mientras que las personas dicen que los milagros no existen, yo soy un milagro andante. Dios me ha bendecido, me encanta el hecho de ser uno de los mejores del mundo y nadie puede quitarme eso.

He sido extremadamente afortunado de que mi columna vertebral bífida sea de un tipo no grave, así que no requiero de medicamentos o regímenes especiales de entrenamiento. Yo entreno como cualquier atleta lo haría para una carrera de alta intensidad y alta visibilidad.

¿Qué consejo le daría a las personas con respecto a enfrentar padecimientos médicos difíciles?
¿Yo trataría de alentar a que todas las personas confíen en Dios y crean en ellos mismos. Que no se rindan en sus sueños o deseos. No existe explicación del porqué o el cómo suceden las cosas de la manera en que suceden, pero hay un plan divino y debemos tener fe de que todas las cosas funcionan para el bienestar propio. Siempre hay alguien en peores condiciones que usted, y su vida puede ser un aliento para aquellos que parezcan estar en mejor condición. Así que disfrute la vida al máximo, a pesar de sus circunstancias presentes.

Las entrevistas fueron realizadas en el pasado y pudieran no reflejar estándares y prácticas actuales en la medicina. Hable con su médico para conocer mayores detalles sobre cómo esta condición es manejada y diagnosticada en el presente, así como para conocer que tratamientos son los adecuados para usted.




Fuentes Adicionales de Información
Columna Bífida
National Institute of Neurological Disorders and Stroke

NBC Olympics Web Site




Health Information Library content is provided by EBSCO Publishing, fully accredited by URAC. URAC is an independent, nonprofit health care accrediting organization dedicated to promoting health care quality through accreditation, certification and commendation.

 

This content is reviewed regularly and is updated when new and relevant evidence is made available. This information is neither intended nor implied to be a substitute for professional medical advice. Always seek the advice of your physician or other qualified health provider prior to starting any new treatment or with questions regarding a medical condition.

 

To send comments or feedback to EBSCO's Editorial Team regarding the content please e-mail healthlibrarysupport@ebscohost.com.